Una alimentación vegana es mala para el cerebro porque no hay suficiente colina

La colina participa en la memoria, el estado de ánimo, el control de los músculos y otras funciones del cerebro y del sistema nervioso, pero los productos animales no son la única fuente de ella, ni tampoco son los más saludables.1

El New England Journal of Medicine publicó un estudio que analizó el consumo de huevos y encontró que el TMAO (un subproducto de la colina en la dieta) puede conducir a un mayor riesgo de ataque cardíaco, accidente cerebrovascular y muerte.2

Otro estudio en la revista Circulation también relacionó la colina con un mayor riesgo de enfermedad cardíaca. Pero los autores encontraron que los participantes que siguieron una dieta vegana o vegetariana estaban protegidos contra los efectos dañinos de la colina.3

Y hay muchas fuentes vegetales para elegir. La colina está presente en muchos alimentos, incluidas las verduras crucíferas como el brócoli y las coles de bruselas, germen de trigo, cacahuetes, champiñones, quinoa, guisantes, frijoles rojos y frijoles horneados, y absolutamente puedes satisfacer todas tus necesidades de colina con una dieta vegana.

Cuando se trata de proteger el poder del cerebro, un estudio encontró que los adultos mayores que consumían más de 2.8 porciones de vegetales por día tenían tasas de deterioro mental significativamente más lentas que aquellos que comían menos porciones.4 ¡La dieta a base de vegetales es excelente para el cerebro!

Acepta nuestro desafío vegano hoy y recibirás una guía gratuita de salud y nutrición, recetas y una guía de iniciación al veganismo.

Prueba el veganismo durante 31 días

Prueba el veganismo