Muchos personas veganas solo comen comida chatarra/procesada

Las personas veganas vienen en todas las formas y tamaños, y todas tenemos diferentes motivaciones. Aquellas que eligen ser veganos porque quieren comer una dieta más saludable pueden evitar los alimentos procesados, y eso es genial. Otras personas, que eligen la dieta vegana principalmente por una preocupación por los animales o el medio ambiente, pueden adentrarse en el mundo del salami, las salchichas y la crema agria veganos. Genial para ellas también. Es maravilloso que estos alimentos existan para las personas veganas y que podamos elegir cuál de ellos, si es que hay alguno, es para nosotras.

Los cereales para el desayuno, el pan, el queso, el yogur, la pasta y un sinfín de otras cosas que comemos habitualmente se procesan, pero también contienen los nutrientes que necesitamos, y si tuviéramos que cocinar tres comidas al día desde cero utilizando sólo ingredientes crudos, probablemente nosotros y nuestra salud tendrían problemas.

Es raro encontrar a alguien, ya sea carnívoro, vegetariano o vegano, que no coma alimentos procesados ​​en algún momento. Estos elementos se crean para hacernos la vida más fácil a todos y realmente pueden ayudarnos a lograr una dieta equilibrada. También es raro encontrar un vegano que no coma muchas frutas y verduras. ¡Nadie vive sólo de comida chatarra!

Sin embargo, lo que es sorprendentemente común es que las personas que dependían en gran medida de los alimentos procesados ​​antes de volverse veganos a menudo descubren que están más interesados ​​en la nutrición después de dejar de comer carne, huevos y lácteos, y comienzan a buscar la gran cantidad de alimentos saludables que pueden no haber probado antes. Echa un vistazo a nuestras recetas y comprueba por tí mismo lo fácil que es preparar deliciosos alimentos vegetales desde cero.

Claramente, los alimentos procesados ​​deben consumirse con moderación, pero sólo hay un tipo de alimento procesado que la Organización Mundial de la Salud considera carcinógeno: las carnes procesadas. Los perros calientes, el jamón, las salchichas, el tocino, la carne en conserva, así como la carne enlatada y las preparaciones y salsas a base de carne, se clasifican como carcinógenos del Grupo 1 y se encuentran en la misma categoría que el asbesto y el humo del cigarro.1 No existe tal preocupación por sus versiones veganas.

Acepta nuestro desafío vegano hoy y recibirás una guía gratuita de salud y nutrición, recetas y una guía de iniciación al veganismo.

Prueba el veganismo durante 31 días

Prueba el veganismo