Enfermedades zoonóticas de los cerdos y cómo protegernos

Granja porcina en Francia. Crédito: L214 Éthique & Animaux
Granja porcina en Francia. Crédito: L214 Éthique & Animaux

La producción mundial de carne de cerdo ha aumentado rápidamente en los últimos 30 años. Actualmente, hay más de 670 millones de cerdos de granja en el planeta. Además del incremento en los números, la forma en que se crían los cerdos también ha cambiado, y el estrés que genera el intenso encierro en estos curiosos e inteligentes animales puede amplificar la cantidad y el tipo de patógenos que albergan. Esto no es solo un riesgo para los agricultores y trabajadores en mataderos, quienes tienden a tener el contacto más cercano con los cerdos vivos. Significa que cualquier persona que coma su carne también es susceptible. Si un patógeno infeccioso y transmisible pasa de los cerdos a las personas, como sucedió en el 2009, todas las personas en este planeta podrían estar en riesgo.

¿Qué es una enfermedad zoonótica?

Las enfermedades zoonóticas son causadas por gérmenes que se propagan entre animales y personas. Algunos afectan solamente a la persona que entra en contacto con estos gérmenes, mientras que otros pueden pasar de persona a persona como enfermedad infecciosa.

La tuberculosis, el sarampión, la tos ferina, la fiebre tifoidea, la lepra y el resfriado común saltaron de los animales a las personas cuando comenzamos a domesticar, criar y explotar animales. Más recientemente, ha ocurrido lo mismo con la gripe aviar, la gripe porcina, el SARS, el MERS, el SIDA, el Ébola y la Covid-19.

Pagamos un precio muy alto cuando criamos, comerciamos, matamos, comemos y explotamos animales.

¿Cómo se propagan las enfermedades entre animales y humanos?

Contacto directo

Los agentes infecciosos pueden pasar por contacto físico directo con los animales. Esto puede ocurrir al ser mordido o arañado, o al entrar en contacto con piel infectada, heridas, saliva, orina o heces.

Contacto indirecto

Gotas infecciosas pueden contaminar las superficies o pueden estar en el aire después de toser o estornudar. Luego pueden inhalarse o ingerirse, o infectar heridas abiertas.

Transmisión por vector

Las enfermedades pueden propagarse si un insecto pica a un animal infectado y luego pica a una persona.

Transmisión por alimentos

Muchos patógenos se encuentran en los alimentos que comemos, particularmente en productos de origen animal. Las personas se enferman cuando comen alimentos contaminados.

Transmisión por agua

El agua puede contaminarse, particularmente por heces de animales infectados. Quienes nadan en ella, la beben o entran en contacto, pueden enfermarse.

18 enfermedades zoonóticas asociadas a los cerdos

Ántrax

Una enfermedad bacteriana grave que puede afectar las vías respiratorias y los tractos gastrointestinales de la mayoría de los mamíferos. Una persona puede infectarse si las esporas ingresan a través de una abrasión o herida en la piel, si inhala partículas contaminadas, si es picada por un insecto infectado o si come carne de cerdo infectada. Los síntomas incluyen náuseas, vómitos, dolor abdominal y diarrea con sangre severa. Puede ser fatal.

Ascariasis

Más comúnmente conocida como sarna, esta enfermedad es causada por ácaros parasitarios y puede infectar a más de 100 especies de mamíferos, incluidos los humanos. Por lo general, los ácaros causan una reacción alérgica, lo que resulta en picazón intensa. El tratamiento es con medicamentos antihelmínticos.

Brucelosis

Una enfermedad bacteriana que afecta los sistemas reproductivos de los animales y causa fiebres recurrentes y artritis. Las personas pueden infectarse por contacto directo o exposición a aerosoles. (También puede transmitirse al beber leche de vaca infectada no tratada). Al igual que en los animales, los síntomas en las personas incluyen signos similares a los de la gripe, dolor en las articulaciones y fiebres recurrentes. En casos más graves, los órganos, incluidos el hígado, el corazón y el sistema nervioso central, pueden inflamarse. Puede ser fatal.

Campylobacteriosis

Es causada por una bacteria que se encuentra en el tracto intestinal de los animales. La mayoría de los casos están asociados con el manejo o el consumo de aves de corral infectadas, pero los cerdos también pueden estar infectados. Se transmite a las personas a través del contacto directo y al comer carne infectada semicruda, o cuando las heces de animales infectados contaminan otros productos alimenticios. Los síntomas incluyen diarrea, vómitos, dolor abdominal, dolor de cabeza y dolor muscular. Puede ser fatal entre niños, ancianos e individuos inmunodeprimidos.

Cisticercosis

Una infección rara del tejido parasitario causada por los quistes larvarios de una lombriz solitaria particular del cerdo. Los humanos pueden infectarse después de comer carne de cerdo contaminada semicruda. Sin embargo, la lombriz no es el verdadero problema, pero si sus huevos se desprenden de las heces y se ingieren accidentalmente, pueden formarse quistes en los músculos, los ojos e incluso el cerebro. La cisticercosis puede ser fatal.

Erysipeloid

Una rara enfermedad bacteriana que se propaga a través del contacto directo con cerdos infectados, y más comúnmente a través de heridas en la piel. Puede causar hinchazones y lesiones en las manos, y en casos inusuales, las complicaciones pueden incluir encefalitis, meningitis y sepsis.

Hepatitis E

Un virus que se transmite al ingerir alimentos o agua contaminada con heces infectadas. Cada vez hay más pruebas de que se puede transmitir al comer carne de cerdo poco cocida. El virus es común en los cerdos, aunque rara vez se enferman. Sin embargo, en las personas puede causar infecciones hepáticas, particularmente en las mujeres inmunocomprometidas o embarazadas, y puede ser fatal.

Leptospirosis

Una enfermedad bacteriana que afecta a muchas especies de animales salvajes y de granja, y también a las personas. En los cerdos, puede causar fiebre y abortos. La bacteria puede transmitirse a las personas a través del contacto directo o indirecto con animales infectados. Los síntomas pueden ser leves (dolores parecidos a la gripe y fiebre) o severos, incluyendo confusión mental, ictericia y daño al hígado, riñón y cerebro. Puede ser fatal.

Listeriosis

Una enfermedad bacteriana que generalmente se transmite de los cerdos a las personas por contacto directo o inhalación, o por comer carne infectada. Una infección de la piel puede ocurrirles a quienes están en contacto con cerdos infectados, pero los efectos más graves se dan en los ancianos y los inmunocomprometidos. Las mujeres embarazadas rara vez muestran síntomas, pero puede ser fatal para el feto o el bebé recién nacido.

Rabia

Una enfermedad viral grave que puede afectar a todos los mamíferos, incluidas las personas. Es inusual en los cerdos, pero han ocurrido brotes. Por lo general, se transmite al ser mordido por un animal infectado, pero también puede ocurrir si su saliva entra en la nariz, la boca o los ojos de una persona, o en una herida. Los síntomas incluyen fiebre, dolor de cabeza, confusión y comportamiento anormal. La muerte es casi segura.

Tiña

Una enfermedad de la piel causada por un hongo que puede afectar a muchas especies animales, incluidos los cerdos. Las personas pueden infectarse por contacto directo. El síntoma más común es la picazón y el sarpullido. Se puede tratar con medicamentos fúngicos tópicos.

Salmonelosis

Una infección bacteriana común que puede causar enfermedades diarreicas graves, especialmente en niños, ancianos y personas inmunocomprometidas. Las bacterias se encuentran en la heces que contaminan los alimentos, generalmente de origen animal, incluida la carne de cerdo. La transmisión también puede ser por contacto directo con animales infectados. La salmonelosis causa alrededor de 1.35 millones de infecciones, 26,500 hospitalizaciones y 420 muertes en los Estados Unidos cada año.

Streptococcus suis

Un agente bacteriano relativamente poco común, aunque grave, que puede afectar a varios animales, incluidos los cerdos y las personas. En los cerdos, puede causar meningitis y septicemia y puede causar lo mismo en las personas. La bacteria se transmite a través de heridas, por inhalación de aerosol y hasta por ingestión. Puede resultar fatal y el 60 por ciento de quienes logran recuperarse experimentan pérdida auditiva permanente.

Gripe porcina

Una enfermedad respiratoria viral aguda que circula entre los cerdos y que también puede infectar a las personas. La transmisión se da inicialmente a partir del contacto cercano con los cerdos, y no todos los tipos pueden transmitirse de persona a persona. Sin embargo, en 2009, un nuevo virus H1N1 surgió en la población humana, se propagó rápidamente y se convirtió en una pandemia, lo que causó aproximadamente 6 millones de casos, 275 mil hospitalizaciones y 12.500 muertes en los Estados Unidos. Todavía está circulando.

Tétanos

Una bacteria que se puede encontrar en las heces de los cerdos (y otros animales) o en el suelo infectado con sus heces. La bacteria generalmente entra en nuestro sistema a través de una herida. Afortunadamente, la enfermedad es poco común, pero las infecciones son muy graves, ya que el tétanos puede provocar rigidez y espasmos musculares en la mandíbula y el cuello que pueden causar la muerte.

Toxoplasmosis

Es una enfermedad parasitaria que puede infectar a varios animales, incluidos los cerdos, a menudo sin síntomas. Se puede transmitir a personas si han comido alimentos contaminados con heces infectadas. Los riesgos para la salud son mayores para aquellos con sistemas inmunes debilitados y para mujeres embarazadas. Los síntomas incluyen fiebre y dolores, pero la enfermedad también pueden invadir los músculos, el corazón, los pulmones, los ojos y el sistema nervioso. Puede ser fatal.

Triquinelosis

Causada por un parásito que se encuentra en los cerdos, transmitido a las personas que comen carne de cerdo cruda infectada. En las personas, los síntomas incluyen náuseas, diarrea y vómitos. En casos severos, los pacientes pueden experimentar dificultad para coordinar movimientos y tener problemas cardíacos y respiratorios. Puede ser fatal.

Yersiniosis

Es una infección bacteriana que se propaga de los cerdos a las personas que comen carne de cerdo poco cocida (o beben leche de vaca contaminada). La infección puede causar fiebre, dolor abdominal y diarrea, pudiendo durar de 1 a 3 semanas. Los niños pequeños tienen más probabilidades que los adultos de enfermarse y tienen más probabilidades de morir. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades estiman que esta enfermedad es responsable de un total de 117.000 casos, 640 hospitalizaciones y 35 muertes en los Estados Unidos cada año.

Cómo protegerse de las enfermedades porcinas zoonóticas

Dado que la mayoría de las personas no entran en contacto cercano con cerdos vivos, los trabajadores agrícolas y quienes trabajan en los mataderos tienen más probabilidades de infectarse con una enfermedad zoonótica porcina por contacto directo. Sin embargo, la mayoría de las personas todavía come productos de origen animal y de carne de cerdo, y el riesgo se expande a toda esa gente por este motivo. Para reducir el riesgo de enfermedades transmitidas por los alimentos, es mejor evitar manipular y comer carne de cerdo (y todos los demás productos animales) por completo.

Pero las enfermedades pueden ser altamente infecciosas, y algunas enfermedades zoonóticas de los cerdos pueden propagarse rápidamente entre la población humana, independientemente de si los individuos comen carne o no. Por ello, no solo debemos considerar cuidadosamente lo que nosotros como individuos elegimos comer, sino que también debemos apoyar las campañas que exigen el fin de la explotación animal industrial. Abarrotar a los animales estresados en establos llenos y sucios no solo es un problema ético, es una receta para otro desastre de salud global.

¿Quién tiene un mayor riesgo de sufrir enfermedades graves como consecuencia de enfermedades zoonóticas?

Si bien cualquiera puede enfermarse por una enfermedad zoonótica, algunas personas tienen un mayor riesgo que otras. Los niños menores de cinco años, las personas de la tercera edad, las mujeres embarazadas y aquellos con sistemas inmunes debilitados corren un mayor riesgo de sufrir un caso grave si se infectan con una enfermedad zoonótica.

Sin embargo, si se forma un nuevo virus de cerdo con una alta transmisibilidad, cualquier persona en el planeta, joven, adulto, sano o enfermo, podría estar en riesgo.

CONCLUSIÓN

La cría, el comercio, la matanza, la transformación y la alimentación de cerdos posibilitan que un número significativo de patógenos pasen a las personas, causando graves enfermedades e incluso la muerte. No es culpa de los cerdos, por supuesto. Para nada. Se enferman ellos mismos debido a las terribles condiciones en las que se encuentran.

En lugar de tratar a los animales con los que compartimos este planeta con respeto, porque después de todo están aquí con nosotros, no para nosotros, los hemos tratado de formas terribles. Las cerdas son enjauladas durante sus embarazos, y se les quita a sus crías una y otra vez. Son inseminadas y criadas repetidamente hasta que ya no son fértiles. Después de años de tormento físico y psicológico, son transportadas en camiones a su matanza, y la mayoría nunca ha pisado la tierra o respirado aire puro. Jonathan Safran Foer escribe:La carne que comemos hoy proviene mayoritariamente de animales uniformes genéticamente, inmunocomprometidos y regularmente drogados, alojados en decenas de miles en edificios o en jaulas apiladas”. En las granjas industriales no solo hemos creado una monstruosa crueldad, también hemos creado un invernadero para pandemias.

Sin embargo, nada de esto es inevitable. La ganadería industrial continúa porque la gente compra su carne. No estamos indefensos ante las pandemias mundiales. El poder de cambiar el futuro recae completamente en nosotros, y en las elecciones que hacemos sobre qué comer.


Haz clic aquí para obtener más información sobre cómo probar una dieta vegana con nuestra guía de iniciación al veganismo, una guía de salud y nutrición y deliciosas recetas a base de plantas.

Prueba el veganismo

Prueba el veganismo durante 31 días

Prueba el veganismo